21/10/15

Se fue en agosto

Se fue en agosto para no volver. No tomó en serio sus últimas palabras pronunciadas, las rimas pueriles eran para aquellos que salen de una habitación con la promesa de retornar.  “Vou embora. Não aguento mais esse desgosto. Fica aqui, a gosto ou a contragosto, sem mim.  Não esperes por mim”. Recordó que las portuguesas solían partir con melancolía, no rabia. Pero la sentencia del “no me esperes” era el ineludible fin de todos sus meses juntos.

Andrea Crespo Madrid, 20 anos, Salamanca, prof Paula Pessanha Isidoro
Reto 50agosto, a gusto, disgusto, regañadientes 


Sem comentários:

Publicar um comentário